Tras cinco meses prófugo, se entregó el menor que atacó a un playero en el microcentro

El menor de 17 años, que está imputado por lesiones graves por haber agredido al empleado de un garaje en noviembre del año pasado, se entregó a la Justicia.

El chico se presentó el jueves en un Instituto de Menores, una semana antes de cumplir 18 años.

El agresor del playero estará en un instituto de menores

El adolescente, que el 11 de mayo cumplirá 18 años, quedó alojado en el Instituto de Menores Inchausti.

La Fiscalía le imputó el delito de “lesiones graves” por la agresión a Arturo López, de 66 años ocurrida el 17 de noviembre de 2021, cuando en el marco de una discusión a causa de un rayón que encontró en el auto, le dio un golpe en la cabeza que lo hizo caer y golpear contra el suelo.

Como consecuencia del ataque, el hombre sufrió daño cerebral y fue internado en terapia intensiva en “estado crítico”.

Hace pocos días, el padre del joven imputado lo defendió y apuntó contra la familia de López. “Mi hijo solamente respondió ante un hostigamiento. Él era un tipo grande que se dedicaba a molestar a criaturas. Ahora las criaturas tienen que estar pagando los platos rotos”, expresó en diálogo con Télam.

No era un viejito bueno como lo quieren hacer quedar. Era un reverendo hijo de re mil puta que metió a mi hijo en terrible quilombo y encima no se aguantaba ni un palmazo. Es un viejo de cartón”, agregó.

“Mi viejo no va a volver a ser nunca el que fue”, dijo la hija del playero golpeado

Agostina López, una de las hijas del playero atacado, habló sobre la salud de su padre.“Mi viejo no va a volver a ser nunca el que fue. Estoy agradecida a la vida porque sigue vivo y que lo tengo acá, pero no va a volver a ser el mismo Arturo López que antes. Es muy difícil vivir con la incertidumbre. Es doloroso. Nuestra vida cambió por completo desde que sucedió esto”, expresó.

Arturo “continúa con la rehabilitación física y cognitiva” en el Hospital Fitz Roy, ubicado en Palermo, pero se desconoce “cuánto va a llevar su recuperación o si le quedará alguna secuela física permanente”.

Está consciente, nos reconoce. A veces se va de contexto, que son cosas propias del terrible golpe y las lesiones que tuvo. Él por suerte puede caminar, no está afectada su parte motora, pero la parte del habla se vio bastante afectadaHay un montón de cosas que todavía no puede hacer solo”, se lamentó Agostina.